A las madres dominicanas

Las madres son capaces de cosas que nadie más puede hacer. Y es que tienen una reserva de fuerza para avanzar, para resistir a diario; tantas de ellas, en nuestro país, madre y padre a la vez.

Se levantan antes que el sol y son incapaces de dormir hasta que sus hijos están de vuelta en casa y han cenado, no importa si el hijo ya es un hombre y no importa la hora. Dejan de comer para que sus hijos coman, dejan de comprarse ropa para vestirlos a ellos; cumplen, como si nada, jornadas de hasta 16 horas todos los días y cuando un hijo se enferma, las horas se vuelven 24, 48 o las que hagan falta.

Nunca he conocido a una madre arrepentida de haber sido madre. Muchos piensan que serlo es un sacrificio. No lo es para ellas. A menudo se consideran bien pagadas con una sonrisa, un abrazo, un beso. El amor por sus hijos es la fuente donde se alimenta la fuerza que probablemente sea la más grande del universo.

Muchas felicidades a todas las madres dominicanas en su día. Sin ustedes no habría hombres y mujeres dispuestos y capaces hacer que nuestro país avance. Sin ustedes no habría Patria.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s